Escucha lo mejor de
Excelencia Personal

Desenreda el poder de tu cerebro

Hablando de la memoria y las habilidades cognitivas, podemos hablar de los factores que la pueden favorecer o entorpecer, como en el caso de los azúcares, que según la revista de Neurología, tener niveles altos de glucosa en sangre no favorece que tengamos buena memoria, por el contrario afecta la memoria a corto plazo.

Cada momento del día nos vemos influenciados por el funcionamiento de nuestro cerebro, en cómo pensamos, sentimos, actuamos, interactuamos con otros.

Evitando algunas cosas y favoreciendo otras podemos apoyar el funcionamiento del cerebro.

De manera que se mejoren la memoria, el estado de ánimo, y otras áreas de nuestra vida.

 

Tu cerebro es como un músculo que debes ejercitar. Mientras más lo usas mejor funcionamiento tiene. Nuevos aprendizajes favorecen las conexiones nuevas en tu cerebro, favoreciendo la lucidez y un cerebro más eficiente, manteniéndolo activo y ágil.

Cada vez que aprendemos algo nuevo, nos hacemos más eficaces y promovemos la salud mental. De ahí que aprender un nuevo idioma, una receta nueva, un camino nuevo, sea tan positivo.

Tu habilidad para aprender y consolidar recuerdos, también se ve afectada por tu dieta, actividad física y manejo de estrés.

Ahora cada vez tenemos que realizar menor esfuerzo gracias a las ventajas  tecnológicas, sin embargo, esto no es tan positivo ya que se nos olvida cómo hacer las cosas y dependemos de un aparato o aplicación.

Desde los contadores de pasos que damos, los latidos del corazón, el camino a seguir, ruta, dieta, calorías etc.

 Así que estas medidas ayudan a proteger tú cerebro:

 

  1. Evita la acumulación de grasa en la parte media de tu abdomen, se ha relacionado la acumulación de grasa con DEMENCIA, aquí es donde entra la desintoxicación. Optar por mantener limpio el organismo, empezando por la limpieza de colon a través de probioticos, ingesta adecuada de agua, y eliminación de azúcares añadidos, jarabes endulzante y azucarados, grasas saturadas y trans. Todo esto afecta el funcionamiento del cerebro, así que mantenernos en equilibrio es fundamental.
  2. Por tu cuerpo en movimiento. Pasar  muchas horas sentado o en la misma posición aumenta los niveles de triglicéridos, aumenta el colesterol malo y hace que bajel colesterol  bueno (HDL) también la resistencia la insulina. Lo ideal es caminar al menos 10 minutos después de estar 90 minutos sentados. La meta sería llegar a los 10 mil pasos diarios.  El ejercicio actúa como un estimulante natural para el cerebro, genera endorfinas, sustancias ligadas al placer y bienestar. El ejercicio primera mueve la buena circulación de oxígeno al cerebro.  Promoviendo niveles equilibrados de glucosa y asegurándonos de la presencia de  nutrientes indispensables para que el cerebro pueda funcionar, se generan mayor número de células cerebrales y conexiones neurológicas adecuadas. Así que el ejercicio además de ser benéfico a nivel físico, también lo es para el cerebro.
  3. El estrés es el enemigo número 1 de la salud, también lo es para la salud mental. No se trata de vivir sin estrés, sino  de reducir tus niveles de estrés  y favorecer un mejor manejo con respiraciones, tapping, meditaciones, diarias y rutinas que favorezcan tu estado de alerta,  por eje lo hacer uso de la herramienta del mindfullness al comer y al respirar.
  4. Hacer anotaciones, Escribir lo importante, lo que quieras recordar. Escribir nos ayuda a recordar, a tener las cosas presentes, incluso el hecho de hacerlo literalmente, favorece conexiones ojo, mano, cerebro. Esto no es igual cuando lo hacemos en computadora o aparatos electrónicos, así que hacerlo a la "antigua" tiene sus ventajas!
     
  5. Alimentos para un cerebro sano y fuerte:    Para evitar el deterioro mental se sugiere incluir los siguientes alimentos saludables:
  • Los Omegas son potencia dores del cerebro, y los podemos obtener de salmón, nueces, semillas, chia, y en especial complementos que incluyan DHA.
  • Los antioxidantes como los polifenoles  encontrados en las moras, fresas, frambuesas, zarzamoras que todas evitan el envejecimiento prematuro. 
  • Chocolate obscuro por los flavonoides y polifenoles que contiene, que son antioxidantes potentes y que favorecen el flujo cerebral.
  • Las semillas de mostaza repara los genes que limpian el organismo. 
  • Los carotenoides  como la luteina, favorecen el flujo de sangre al cerebro y retardan los efectos del envejecimiento.

Hay muchos medidas que pueden beneficiar el funcionamiento del cerebro,  estas son solo algunas que puedes probar y en carne propia si son eficaces.

 

Escucha:

 Programa de radio: Desenreda el poder de tu cerebro

Comentarios